SÍGUENOS

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon
  • White Twitter Icon

CONTACTO

LA IMPORTANCIA DEL DROP DE LAS ZAPATILLAS

 

Mucho se habla en los últimos tiempos del drop de las zapatillas y, aunque poco a poco sabemos lo que es y lo que implica, como siempre hay mucho que purgar sobre este asunto.

 

DEFINICIÓN:

 

"es la diferencia de altura entre el punto más alto del talón de la zapatilla y el más bajo alojado en los metatarsos"

 

Esta medida no se obtiene por una medición externa sino interna.

 

 

Aclarado lo que es, ahora toca saber qué implica. En un plano teórico, un mayor drop supone facilitar el aterrizaje de talón y un menor drop supone fomentar un aterrizaje más adelantado.

 

 

De la teoría a la práctica

 

Como hemos visto en la parte teórica, un drop más bajo favorece un aterrizaje más adelantado o, dicho de otra manera, evita que taloneemos al correr.

 

Con este mensaje nos están machacando todas las marcas de zapatillas pero cuánto hay de verdad en ello es algo que pocos nos hemos planteado. Hasta ahora, lo único que hemos podido leer que ponga en tela de juicio dicha teoría es un estudio publicado en Runners USA cuyo resultado dejo un poco en entredicho a todos los que habían tratado de convencernos que un drop más bajo nos hacía pisar de mediopié o incluso de metatarsos.

 

No es por ir de listo pero esto es algo que por mi experiencia ya me temía. Como sabéis, soy probador de zapatillas y lo mismo me calzo zapatillas con un drop de 4 mm que de 12, añadiendo además que soy hiperpronador y que tengo una biomecánica digna de CSI, me da para sacar conclusiones propias.

Añadir a ésto que en cualquier manual de acondicionamiento físico se habla de la relación estímulo-respuesta no como algo infinito sino como algo individualizado o, dicho de otra manera, que el mismo estimulo -en este caso rebajar el drop- tiene resultados diferentes en cada individuo.

 

 

 

¿Qué drop debes elegir?

 

Esta es una pregunta a la que, por norma general, creo que hay que quitar importancia, pues como he dicho nuestro cuerpo va a reaccionar siempre acorde a sus posibilidades.

 

Mi consejo es irse a drops intermedios (8 – 10 mm) para evitar sorpresas en forma de lesiones y asegurar el rendimiento. Si la economía lo permite y se dan las condiciones adecuadas (que más adelante veremos) podemos experimentar con zapatillas con un dropp más bajo (4 – 6 mm) que iremos metiendo poco a poco en nuestra rutina e intercalando con las de drop más alto para dar descanso a los distintos grupos musculares.

 

En ningún caso estoy hablando de barefoot ya que , me digan lo que me digan, correr sin amortiguación es una atrocidad mayúscula sin base científica alguna. Quien quiera discutir que me traiga a un podólogo, entrenador de prestigio titulado o biomecánico que lo avale (películas de indios que corren descalzos a 10.000 kilómetros de aquí no, por favor).

 

 

 

¿Qué factores debes tener en cuenta para elegir un modelo de drop tradicional o más bajo?

 

He aquí la pregunta clave y la respuesta no es otra que el historial de lesiones, composición muscular y biomecánica de cada uno.

 

 

Vamos por partes:

 

  • Si eres un corredor con problemas en tendones de aquiles, soleos y gemelos, mi consejo es que optes por un drop tradicional o alto ya que éste permite desahogar dichos músculos. Ante esta afirmación habrá quien opine que esto es volver vagos a dichos musculos mas yo aconsejo trabajarlos en el gimnasio o con un programa de fortalecimiento específico que permite ajustar la carga mejor y así evitar problemas.

 

  • Si, por el contrario, tu calvario son los cuádriceps y las rodillas sí te conviene un drop más bajo ya que, por el contrario a lo que decimos del drop alto, el drop bajo alivia carga de dicha zona. Ojito porque algún artista se come la letra pequeña y ésta es que la carga que se va de un lado aparece en el otro, no desaparece como algunos postulan. Con un drop más alto cargamos más el cuádriceps y con el bajo, toda esa carga se muda a gemelos, soleos y tendón de aquiles. Por ello entenderás que hay que huir de drops extremos, pues se trata de equilibrar.

 

  • El otro factor nos lleva a elegir el dropp de una zapatilla, realmente tampoco es cuestión de marear mucho la perdiz, en función de para qué vamos a utilizar esa zapatilla. El porqué digo esto es porque no sé por qué todo el mundo obvia que nuestra técnica varía según a la velocidad a la que corramos. Cuanto más rápido, solemos tener mejores apoyos y es aquí donde quizás sí pueda resultar más interesante llevar un drop algo más bajo que nos ayude. Si, por el contrario, nuestra zapatilla está destinada a rodajes placenteros, un drop alto, a menos que tengamos naturalizado el gesto de pisar de metatarsos.

 

 

 

Qué pasa con nuestras zapatillas LOOOP?

 

EN LOOOP, nuestro modelo estrella FLEX tiene un drop alto de 14mm.

Ligado al tipo de zapatillas de entrenamiento con mucha amortiguación y que ayudan a aterrizar el pie con el talón o mediopié.

 

Así que ya sabes, todo es cuestión de escuchar a tu pie!

 

 

 

 

 

Please reload

Síguenos
  • Facebook - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo
  • Twitter - Círculo Negro
Entradas recientes

October 9, 2019

October 9, 2019